“Practicar deporte con mi hijo me hace sentir muy feliz y afortunado”

Por: Diana Mazara
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En distintas ocasiones hemos leído o visto artículos relacionados a los beneficios que proporciona el correr en pareja, además de lo divertido que podría llegar a ser. Pero casi la mayoría de esos escritos tienden a enmarcar sólo las relaciones amorosas de parejas, obviando otros vínculos como el de padres e hijos que logran hacer un maratón  o simplemente ven en esta actividad un motivo para pasar tiempo juntos.

La satisfacción de entrenar para un maratón, participar en carreras y maratones internacionales, conocer estupendos lugares, y recibir el apoyo de tu padre al mismo tiempo, no tiene precio.

Guillermo Rondón (Padre) y Willy Rondón (hijo), conocen muy bien qué se siente embarcarse en este tipo de aventuras. Ya que son maratonistas de mucho rigor y siempre se les ve apoyándose en cada entrenamiento y carrera que se ponen como meta.

SDC: ¿Qué disciplina practican y qué tiempo tienen entrenando?

Padre: Practicamos Running / Triatlón. Llevamos corriendo desde Gatorade 10k 2012. Ya hemos realizado 6 maratones juntos, entre los que se destacan: Chicago, Paris, New York, New Jersey, Berlín y Tokio.

SDC: ¿De qué manera entienden ustedes, ha cambiado la relación después de compartir esta disciplina?

Padre: Somos más cercanos, al tener una misma pasión compartimos más y somos más abiertos y unidos el uno con el otro.  Nos ha permitido pasar más tiempo juntos y conocernos mucho mejor, saber cuáles son nuestras fortalezas y nuestras debilidades. Como padre esto ha sido una gran bendición para mí y un privilegio que ojalá muchos padres pudieran tener.

SDC: ¿Que han podido aprender de cada uno, en el ámbito de atletas?

Hijo: Yo siempre he sabido que mi padre es una persona perseverante, pero al compartir el mismo deporte, he podido asimilar qué tanta fuerza de voluntad tiene y lo comprometido que está para cumplir su objetivo.  

Padre: El enfoque de mi hijo en logro de los objetivos. Sabemos que hay que hacer muchos sacrificios, levantarse a las 4 de la mañana casi todos los días, dejar de salir con los amigos en la noche a tomarse un trago, alimentarse mejor, entre otros.

SDC: ¿Qué aportes positivos ha dejado esta disciplina en su familia?

Padre: Ser una familia más unida, ya que tenemos más temas en común. Además de los beneficios para la salud, se fortalecen los valores familiares ya que se aprende que para alcanzar los objetivos hay que hacer sacrificios.

SDC: ¿Alguna anécdota que hayan pasado entrenando juntos o en alguna carrera?

Hijo: Tenemos muchas anécdotas, desde los nervios que genera cada maratón y las cosas que nos han pasado en los mismos. En nuestro primer maratón, por ejemplo, comenzamos la carrera juntos hasta el km 21 donde lo perdí de vista. Cuando llegó a la meta, me encuentro con mi padre, preocupado buscándome por todos lados, porque había llegado 20 minutos antes que yo, y me recibe con un abrazo. Eso fue un buen recuerdo para mí, encontrarme con mi padre que me felicita y me da un abrazo y ya puede respirar porque su hijo llegó (desbaratado pero llegué).    

SDC: ¿Qué te motivó a practicar el mismo deporte de tu padre?

Hijo: Inicialmente comenzamos corriendo los domingos en el parque botánico, junto a un amigo. Como siempre me ha gustado hacer ejercicios y buscando compartir tiempo con mi padre, comencé a correr con él. A partir de que corríamos los domingos, el amigo nos inscribió en la carrera Gatorade 10K del 2012, lo que nos despertó la pasión por el running.

SDC: ¿Cuál es la sensación que sientes al realizar un entrenamiento o carrera junto a tu hijo?

Padre: La verdad que practicar este deporte con mi hijo me hace sentir muy feliz y afortunado. Iniciar cada día, muy temprano de la mañana, junto con mi hijo ya es un premio, ya que además de practicar tenemos la oportunidad de hablar, de cómo nos va en las diferentes facetas de nuestras vidas, y ser parte de sus esfuerzos para alcanzar un objetivo. Hacer los maratones juntos es una sensación increíble ya que tener la oportunidad de ver y ser parte del logro de sus metas, además de sentir que estamos ahí juntos para protegernos es una sensación increíble que espero seguir teniendo por muchos años.

 

 

Subscríbete a nuestro Newsletter