La verdad sobre envejecer y la aptitud física: Cinco ideas para vivir con buena aptitud física.-

En las conversaciones con nuestros atletas nos encontramos enfatizando con mucha frecuencia e intensidad la necesidad de enfocarse en crear un proceso que les facilite ser constantes en sus entrenamientos. En nuestra opinión, sin haber analizado la data, por encima de cualquier factor, si tienen en su círculo personas con buenos desempeños lo más probable es que sean consistentes o hayan tenido períodos de consistencia en su pasado atlético.

Hoy les compartimos un artículo que descubrimos hace algunas semanas y que de manera jocosa expone algunos puntos que compartimos en cuanto a filosofía de entrenamiento.

Ojalá lo disfruten tanto como nosotros.

La verdad sobre envejecer y la aptitud física: Cinco ideas para vivir con buena aptitud física
Por Will Gadd

El ver a otras personas hacer ejercicio es infinitamente interesante para mí. Aunque he intentado muchos entrenamientos raros a lo largo de los años, el impulso humano para encontrar nuevas maneras de ponerse en forma siempre me sorprende. Cuando veo a alguien apilar una tabla de equilibrio y una pelota hinchable en un estante para sentadillas, puedo ver las ruedas girando en su cabeza (es casi siempre un "él"): "¡Esto va a ser genial! ¡Nadie ha pensado realizar esto nunca antes! "

Las compilaciones de "Entrenamientos fallidos" en YouTube me han reducido a las lágrimas de tanto risa y empatía. Pero yo diría que alguien que no se haya fallado al bajarse de una cinta de correr tratando de correr hacia atrás cargando un paquete, o que haya tirado una barra cargada de manera inapropiada al intentar arrebatarla con una sola mano, no ha estado intentando llevar su entrenamiento al extremo lo suficiente.

He estado entrenando en serio para un deporte u otro por más de 30 años; en este  tiempo, he sido testigo de algunos entrenamientos verdaderamente extraños, dietas y regímenes de entrenamiento mental. He pasado de ser un adolescente regordete de 150 libras, a un escalador deportivo de 142.543 libras clínicamente anoréxico, a una rata de gimnasio CrossFit de 195 libras de peso, de nuevo a un tipo delgado sin bíceps de 150 libras obsesionado con carreras de senderos. Con todo este entrenamiento, dieta y cambiar deportes, he comenzado a notar algunas verdades acerca de la aptitud física (fitness).

La primera verdad sobre el hacer ejercicio es que, a largo plazo, no importa lo que hagas para entrenar. El levantar pesas, nadar, caminar por el barrio con tu perro, esquí de fondo, hacer sentadillas mientras usas patines en línea (he visto eso)—eso simplemente no importa. La rata de gimnasio levantando 250 libras cree plenamente que es el camino a seguir, y para él, eso es cierto. Ese día, allí mismo, él se está ejercitando. Eso es lo que importa. Hacer algo físico, casi todos los días, le gana no hacer algo físico. Si el movimiento no sucede, entonces la atrofia estará ganando. La atrofia siempre gana con el tiempo, pero no tiene que ganar hoy. Hoy es un buen día para hacer ejercicio.

La segunda verdad es que los entrenamientos individuales no importan mucho, pero la regularidad sí importa. La mayor parte de nosotros está entrenando para un deporte específico, incluso si no nos damos cuenta de ello. Si estás vomitando de vez en cuando y sacándote todo el pelo de la espinilla, mientras que levantas peso muerto en un entrenamiento de CrossFit, estás entrenando para CrossFit en ese momento de tu vida. Si deseas mejorar en la eliminación de pelos de espinilla, entonces vas a tener que hacerlo con regularidad. Series, repeticiones y pesos específicos, todo menos importante que aparecer regularmente. Pierde un entrenamiento y no avanzarás. Haz una versión un poco extraña de tu entrenamiento en una habitación de hotel con el estante de la toalla (arranqué una de la pared una vez, eso fue caro) y al menos mantendrás, y es probable que mejores.

La tercera verdad es que tus deportes e intereses cambian con el tiempo, y luchar en contra de ese ir y venir natural es contraproducente para mantenerse en forma. Solía ​​viajar con una barra de levantamiento y un trozo de madera con agarre para dedos. Colgaba el trozo de madera en las puertas de las habitaciones de hotel; ese ejercicio importaba para mí más que nada. Yo no lo he hecho en 20 años, y probablemente me mataría a mí mismo, si tuviera que hacerlo hoy. Aferrarse a lo que era importante en el pasado no es propicio para aptitud de toda una vida. Es más importante seguir tus intereses, mantenerte activo y explorar nuevas habilidades físicas e ideas. Un poco o mucha obsesión es esencial para deportes competitivos de alto rendimiento, pero también los cambios en la vida y tenemos que cambiar nuestras expresiones físicas también, o nos aburrimos. Las personas que se aburren al moverse, dejan de moverse. Cuando veo a una manada de gente de edad avanzada haciendo un movimiento dentro de un centro comercial vistiendo trajes de pista coordinados, los animo, y utilizo su motivación para llevar a mi propio cuerpo débil a entrenar. Esa gente probablemente no estaban haciendo eso a sus 20 años, pero se ven y se sienten mejor que las otras personas de edad avanzada que descansan en el pabellón de comidas.

La cuarta verdad es que los movimientos más importantes son menos acerca de fuerza que entender el movimiento mismo. Estuve enseñando recientemente en una clínica de entrenamientos de escalar donde uno de los tipos más viejos que tenía casi 70 años me intrigó. Me di cuenta de que al realizar dominadas (pull ups), siempre jalaba los anillos hacia abajo hacia sus pectorales, no la habitual barbilla por arriba del travesaño. Había un par de hipsters post-CrossFitters en la clínica, que comenzaron a lucirse haciendo “muscle ups” imperfectos. El hombre mayor preguntó: "¿Eso sirve para escalar?" Le respondí: "Probablemente no directamente, pero sí muestra que tienes un buen rango de movimiento y fuerza.” Entonces el viejo hizo el “muscle up” más limpio, más fluido que yo jamás haya visto. Era un gimnasta en su juventud, y todavía dirigía entrenamientos como coach. Sus brazos eran como ramitas, como las mías, pero entendía cómo hacer un “muscle up” en la misma manera que los viejos guías de montaña  saben caminar suavemente a través de terrenos difíciles. Ser fuerte es menos importante que entender cómo uno debe moverse. Y en movimiento lo es todo.

La verdad final es que para la aptitud física (fitness) vale la pena sacrificar cosas menos importantes, y la mayoría de las cosas son, a largo plazo, mucho menos importantes que la aptitud física (fitness). El acondicionamiento físico es realmente salud, hasta cierto punto, y ser saludable requiere ejercicio. Hay muy poco que el ejercicio no ayuda a aliviar, desde la depresión a la diabetes a la osteoporosis. Encuentra un movimiento que se sienta bien y hazlo con regularidad. Treinta minutos de correr por las calles y un tazón de sopa rápida es mucho mejor utilización de una hora de tu vida que buscar nuevas telas de sofá o cualquier otra cosa que hacemos durante la hora de almuerzo. Pospón esa reunión de trabajo para dar una caminata por una colina, cuando tengas 70 años, seguir siendo capaz de caminar hasta el tope de una colina será mucho más importante que las reuniones que hayas perdido.

Hoy, voy a dejar de enviar unos cuantos correos electrónicos, para así tener tiempo para hacer alguna actividad física al aire libre con mi hija de cinco años de edad. Debido a que ella necesita saber que me importa tanto ella como conseguir algo de ejercicio. Se lo merece tanto como yo. Los correos electrónicos pueden esperar.

Artículo Propiedad y Autoría de Will Gadd

Fuente: http://www.explore-mag.com/Gadds_Truth_Five_Fitness_Commandments_to_Live_By

Will Gadd es un versátil atleta, guía de montañas y charlista. Posee múltiples records en distinta disciplinas pero si le preguntas seguro su mayor orgullo es poder mantenerse activo diariamente.

Puedes seguir a Will en:

Web - Facebook - Twitter - Instagram

Morajela

En nuestra práctica y a título personal nos identificamos con una filosofía agnóstica en cuanto al ejercicio, es decir cualquier forma de mover el cuerpo es mejor que no hacer ejercicio alguno. En La Esquina del Sofá no compartimos la filosofía de que un ser humano no puede o no debe hacer x o y disciplina, practicar Zumba es mejor que estar sentado en su casa en el sofá. A lo largo de los años los atletas con mejores desempeños son aquellos que se mantienen activos la mayor parte del tiempo, variando sus rutinas y por sobretodo en los corredores, variando las distancias en las que se enfocan. A nuestro entender estas variaciones rompen la monotonía y nos dan la oportunidad de volvernos individuos más versátiles tanto en el deporte como en la vida diaria.

Sigamos las cinco verdades de Will y prosigamos #entrenandoparalavida.

La Esquina del Sofá ofrece entrenamientos de deportes de resistencia. Sus entrenadores ademas de ser nerdos que aman aprender, poseen certificaciones de USA Triathlon, USA Cycling, Ironman Certified Coach, Training Peaks, Precision Nutrition, CrossFit Level 1 Trainer y CrossFit Endurance Trainer entre muchas otras.

Puedes seguirlos en Instagram, Facebook, en su página Web y contactarlos en Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo. y 809.869.7171. 

Ultimas Noticias

Revista Impresa

Subscríbete a nuestro Newsletter