El Running cambió mi vida: "De la oscuridad a la Luz".-

Por Jennifer Aponte

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Francisco Antonio López, un corredor que se destaca donde llega por su espíritu de alegría que le impregna a los demás cuando hace lo que más le gusta: Correr! práctica que definitivamente cambió su vida "de la oscuridad a la luz" debido al sobrepeso.

Casado con Sandra Pineda de López, y padre de dos hijos, Francisco Jr. de 18 años e Yxel Soraya de 17 años, asegura que su vida dio un cambio de 360 grados cuando se dio cuenta que ser obeso no iba a ser parte de su vida más, con casi 500 libras Francisco inició sus pasos en el running y dice que jamás volverá a ser esa persona que nadie quiere ser, un obeso morbico.

SDC- Qué tiempo tiene usted corriendo?

FL: En la práctica formal del Running tengo apenas 18 meses, cuando inicié para correr mis primeros 10K en San Francisco de Macorís.

SDC- Cómo ha cambiado el Runnig su vida tanto en lo personal como lo profesional?

FL: El cambio ha sido un giro de 360 Grados, de ser un obeso con gran cantidad de limitantes motrices y con tendencia a muchas enfermedades, a ser hoy día una persona de 47 años con la capacidad de correr hasta un medio maratón (21Km), que es mi máxima distancia corrida en 6 ocasiones. Ahora también gozo de niveles de salud bastante buenos, hago mis chequeos de control regularmente con mi cardiólogo, neumólogo, ortopeda, nutriólogo clínico, ya que por mi cuadro de obesidad mórbida y la actual actividad física he querido siempre estar asesorado por médicos para evitar cualquier situación.

De ser antes hipertenso, pre-diabético, problemas de circulación en las extremidades y apnea del sueño, me he convertido en un atleta amateur que ve la vida desde otra perspectiva.

En lo profesional me ha dado un mayor nivel de autoestima. La capacidad y el conocimiento los he tenido, pero el físico era una limitánte discriminatoria para lograr una mejor inserción en el ámbito empresarial donde me desenvuelvo.

SDC- Qué lo motivó a cambiar su estilo de vida de forma radical?

FL: Realmente los limitantes físicos fueron un motor para atreverme al cambio, el deterioro de la salud, además ya al estar entrado en los cuarenta con este problema de sobrepeso, combinado con la preocupación por el futuro de mis hijos, entendía yo que mi cuerpo se estaba sometiendo a daños irreversibles y como siempre nosotros los gordos estamos al borde en la línea roja de los problemas cardíacos y los tantos limitántes que la obesidad nos presenta en el día a día.

SDC- Cuales fueron las razones por las cuales subió de peso?

FL: La vida sedentaria, el no practicar ningún deporte, además de ello porque no quiero mentir, al llegar al país con apenas un año de vivir en Dominicana, aumenté 80 libras gracias al sazón Dominicano que creo que todos podrán entenderme.

SDC- En que aspectos de su vida personal y profesional afectó el sobrepeso?

FL: Personal, UN GORDO, OBESO o SOBREPESO, como lo queramos llamar o poner más sútil el término, es un ENFERMO y lo dice una persona que vivió en la oscuridad de ser un obeso llegando a pesar hasta 430 Libras, casi 200 kilos, que creen ustedes que no afecte el estar en sobrepeso? Para mi todos los órganos sufren al estar trabajando fuera de los parámetros normales, creo que lo único que en mi caso no afectó fue el cariño y amor de la persona más especial en mi vida, mi querida esposa, a quien hoy en día debo todo lo que soy, tan así que hasta en esto de las correderas me acompaña.

SDC- Cómo se siente con ese cambio?

FL: Súper bien, sano, saludable, feliz, y sobre todo contento!! Cada día que me levanto a correr, esté como esté el clima, estén como estén los ánimos, me siento agradecido de Dios por haberme permitido demostrar que el que quiere puede, y además tengo muchas personas que me ven como un ejemplo de que por la práctica de running, la perseverancia, consistencia y sobre todo la fuerza de voluntad, podemos hacer nuestros sueños realidad, pensarlos y alcanzarlos.

SDC- Cual sería su consejo para los jóvenes, adultos y personas mayores que sufren por el sobrepeso?

FL: Real y efectivamente lo primero es aceptar lo que somos, dejar de engañarnos, el hecho de hacer creer que estamos felices y que todo está bien cuando solo nosotros sabemos que NO ES ASÍ, el gordo es siempre el mejor amigo, el confidente, el chistoso, el que se atreve, pero es nuestra forma de ser aceptados, cuando en realidad esta forma es la manera de colocar una máscara a nuestra frustración, a las burlas, a la tristeza que nos da, a los chiste sobre los gordos, etc.

Es por ello que invito a pararse en frente de un espejo, quitarte la ropa y una vez desnudo preguntarte si ese cuerpo que vez allí es el que tú quieres para ti.

Si tu respuesta es SI respeto tu decisión y mantente así, pero si la respuesta es NO (que yo sé que es), decídete, da el paso, di las palabras mágicas, YO QUIERO< YO PUEDO< YO VOY, puedes estar seguro de que lo vas a lograr, claro, con la asesoría de especialistas, un entrenador, un nutriólogo médico, un grupo de corredores, etc. Luego que alcances lo que querías te reirás con la firmeza de que pudiste vencer a la obesidad.

Estas son algunas de las cosas con las que las personas obesas deben lidiar día a día, pero como se expresa Francisco, todo se trata de darte cuenta de que tienes problemas con tu peso y luego todo va de la mano, el cambio en el estilo de vida, tu forma de alimentarte, el comienzo a practicar un nuevo deporte que le haga bien a tu cuerpo.

Proponte tu mismo al cambio, ya que nadie más que tu puede cambiar tu vida.

Subscríbete a nuestro Newsletter